29 de septiembre de 2011

Pesca y amigos

Ayer quedé con 3 amigos para irnos a un pantano cercano.
Este pantano ha sido el lugar donde más bolos he hecho en toda mi vida.
Yo creo que esto hacía que siempre que iba el factor sicológico hacía mella en mí.

Fuímos directamente sin parar demasiado al lugar indicado.
Estubimos vagando por las montañas, para llegar a dicho lugar.

Esta vez había algo en el ambiente que me decía que era nuestro día.
Hacía un poquito de aire, pero se pescaba perfectamente.

Fuímos probando todo lo que teníamos en nuestras cajas.

Al principio no hubo manera de engañar a ningún pez.
Pero al cabo de un rato Pedro grita, tengo uno y la cosa empezó a animarse.



Pareció que los peces se activaron en ese momento y tubimos una hora de picadas.
Algunos se nos soltaron y otros quiseron salir en las fotos.


Pedro consiguió su primer lucio y estaba la mar de contento.



Yo pude pescar dos basses y ha sido mi mejor jornada sin duda en este lugar.
Se que no es mucho, pero al menos para mí este pantano estaba maldito.
También será que ahí empecé a pescar y ahora se nota mi corta experiencia.

Mis otros 2 amigos pescaron 1 bass cada uno, pero no hay foto, porque estaban lejos.

Un saludo amigos!!!!!.